Irlanda y sus vistosas cruces celtas en Clonmacnoise

Descubre Irlanda

Recorrer todos los pueblos posibles en Irlanda, es una de las metas que se trazan muchos turistas cuando visitan la tierra de los tréboles de la suerte. Sin embargo, hay algo por lo que también se caracteriza este país, y es que además de sus montañas verdosas y un clima bajo cero en frente a su gente cálida, las cruces celtas son uno de los tantos símbolos con los que se identifican los irlandeses y que han venerado desde que la religión católica predominó esta tierra pagana hace siglos.

San Patricio, uno de los santos más reconocidos y devotos en la nación, fue uno de los que promulgó la venida y resurrección de Jesucristo, y que para unir a los cristianos de su fe pagana, unificaron y le dieron un sentido religioso a muchas tradiciones irlandeses para que entraran al mundo del catolicismo.

Aunque no seas devoto o creyente de la iglesia y sus ideologías, la verdad es que las cruces celtas son un gran incentivo por los que millones de personas de distintas partes del mundo, van a visitar así sea por admirar sus estructura en sí como para aprender un poco más de la historia de los pueblos irlandeses. Pero ¿dónde encontrar estas singulares cruces? Pues no hay otro lugar perfecto en Irlanda que yendo a visitarlas en la abadía de Clonmacnoise.

Símbolos atractivos de Irlanda

Ubicado en las orillas del Río Shannon, del Condado de Offaly, este monumento fue arribado alrededor de 545 D.C. cuando San Cirian ordenó su construcción gracias a una “premonición” que tuvo. Estas cruces, además de ser una obra arquitectónica de gran importancia, representa la unión de los pueblos y sus creencias, entre la cultura druida y católica, sin predominar una sobre la otra.

La entrada a esta pequeña catedral da alusión de un cementerio parque, dándole ese aspecto entre lo lúgubre y lo pacífico que son sus tierras. Es decir, una perfecta combinación entre lo gótico y románico, para aquellos quienes se atreven a describirlo de manera artísticamente. Entre sus adornos ornamentales, resaltan mucho escena de pasaje bíblicos, por lo que ser creyente o no, no se te escapará de las manos por sentir respeto hacia una cultura de hace cientos de años.

¿Cómo llegar?

La opción de llegar a través de un viaje en carretera es totalmente válida, pero si lo que quieres es navegar por las aguas y contemplar una mejor vista, puedes ir desde barco cruzando el río Shannon. Esta sería una de las mejores formas llegar a lo que fue el mejor recinto religioso de toda Europa.

Datos Curiosos

En los primeros años de construcción de este templo libre, sus primeras cruces, que hoy en día lucen largas e imponentes, al principio no fueron más que “simples” cruces hechas de madera, que con el tiempo fueron reemplazadas por las de piedra para que perduraran y se conservaran mejor durante el paso del tiempo.

Clonmacnoise tiene una popularidad que data desde hace más de 1500 años, por lo que Juan Pablo II, como el líder y pontífice que fue, no dudo en ponerlo en su lista de visitas, del cual estimó mucho el estar en contacto con toda la connotación espiritual que implicaba.

Cruceros

Deja un comentario